El Reino Unido adelanta a 2024 el fin de la energía producida por carbón

  • El Gobierno del Reino Unido adelanta un año la fecha de eliminación del carbón bruto en su mix eléctrico.

  • Es un paso clave en los planes del Gobierno Británico para descarbonizar el sector energético y eliminar la contribución del Reino Unido al cambio climático para 2050.

  • El cambio significa que en solo 10 años el Reino Unido habrá reducido su dependencia del carbón para la electricidad de alrededor de un tercio a cero, lo que ayudará al país a reconstruir de manera más ecológica

 

A partir del 1 de octubre de 2024, Gran Bretaña ya no utilizará carbón para generar electricidad, un año antes de lo previsto, anunció hoy la Ministra de Energía y Cambio Climático, Anne-Marie Trevelyan.

La medida es parte de los ambiciosos compromisos del Gobierno Británico para dejar de usar combustibles fósiles y descarbonizar el sector eléctrico con el fin de eliminar las contribuciones al cambio climático para 2050. El anuncio de hoy confirma la intención establecida por el Primer Ministro el año pasado de adelantar la fecha límite para terminar con la generación de electricidad a partir de carbón.

Esto adelanta la fecha límite para eliminar el carbón del sistema energético de Gran Bretaña todo un año, destacando el liderazgo del Reino Unido para ir más lejos y más rápido en la reducción de emisiones y liderar con el ejemplo en la lucha contra el cambio climático previo a ser coanfitriones de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de 2021 (COP26) en Glasgow el próximo mes de noviembre. El Reino Unido también está pidiendo a todas las naciones que aceleren la eliminación gradual de la energía del carbón.

El Gobierno del Reino Unido introducirá una nueva legislación para hacer esto lo antes posible.

El carbón es uno de los combustibles fósiles más intensivos en carbono y responsable de la contaminación nociva del aire. Al eliminar su uso en la generación de electricidad, el Reino Unido se asegura de cumplir su parte para limitar el aumento de la temperatura global a 1,5 grados, un objetivo clave de su presidencia de la COP26.

El Reino Unido ha logrado un gran progreso en la reducción del uso de carbón en el sector energético. En 2020, solo representó el 1,8% del mix eléctrico del Reino Unido en 2020, en comparación con el 40% de hace casi una década.

El anuncio se produce antes de que la Ministra de Energía y Cambio Climático, Anne-Marie Trevelyan, participe hoy en el evento de la Powering Past Coal Alliance (PPCA) sobre la importancia de que los países eliminen el carbón y los nuevos miembros de la Alianza, como parte de la Semana de Acción Climática de Londres. El Gobierno del Reino Unido ya anunció la finalización de su apoyo al sector de la energía de combustibles fósiles en el extranjero a principios de este año.

 

La Ministra de Energía y Cambio Climático, Anne-Marie Trevelyan, dijo:

“El carbón impulsó la revolución industrial hace 200 años, pero ahora es el momento de tomar medidas radicales para eliminar por completo este combustible sucio de nuestro sistema energético.

“Hoy estamos enviando una señal clara a todo el mundo de que el Reino Unido está liderando el camino en la consignación de la energía del carbón a los libros de historia y que nos tomamos en serio la descarbonización de nuestro sistema energético para poder cumplir con nuestros ambiciosos objetivos climáticos, que están a la vanguardia a nivel mundial.

“El futuro cero neto del Reino Unido será impulsado por energías renovables, y es esta tecnología la que impulsará la revolución industrial verde y creará nuevos puestos de trabajo en todo el país.”

 

El Reino Unido franqueó 5.000 horas sin electricidad de carbón en 2020 y, a principios de este año, rompió un nuevo récord de energía eólica, con poco más de un tercio de la energía del país proveniente del viento. El aumento en el uso de energías renovables gracias a la competencia, la libre empresa y los incentivos gubernamentales para poner en marcha nuevas tecnologías ha ayudado a su vez a reducir el costo de la energía verde, y la energía del carbón ahora es más cara en la mayoría de los países.

Como uno de los primeros países en comprometerse a terminar con la energía del carbón combinado con su éxito significativo en impulsar las energías renovables, el Reino Unido está liderando el mundo en alejarse de los combustibles fósiles y descarbonizar significativamente su sistema energético.

A través de su presidencia de la COP26, el Gobierno del Reino Unido insta a las naciones a seguir su ejemplo y abandonar la energía del carbón para siempre. En mayo, bajo el liderazgo del Reino Unido, los ministros de Clima y Medio Ambiente del G7 acordaron poner fin a todas las nuevas finanzas para la energía del carbón para fines de 2021 y acelerar la transición de la capacidad de carbón constante a un sistema de energía abrumadoramente descarbonizado en la década de 2030.

 

El Presidente Designado de la COP26, Alok Sharma, dijo:

“La siguiente década será decisiva para nuestro planeta y la forma más poderosa en que podemos marcar la diferencia es terminar con nuestra dependencia del carbón.

“Antes de la COP26, espero que el paso decisivo del Reino Unido hacia un futuro más limpio y verde envíe una señal clara a nuestros amigos de todo el mundo de que la energía limpia es el camino a seguir. El impacto de este paso será mucho mayor si podemos trabajar juntos, nuestro deseo de apoyar una transición energética limpia y justa es fundamental en nuestras discusiones en el camino hacia la COP26.”

 

Una de las principales prioridades de la Presidencia de la COP26 del Reino Unido es acelerar la transición global del carbón a la energía limpia. El Gobierno del Reino Unido está pidiendo a los gobiernos que establezcan fechas de eliminación del carbón y pongan fin a las inversiones en carbón en el extranjero, y ha establecido el Consejo de Transición Energética para reunir a los aliados con el fin de garantizar que la energía limpia sea la opción más atractiva para los países en desarrollo y para apoyar transiciones justas.

 

Información adicional

Para más información, consulte la Evaluación de impacto publicada junto con la consulta del gobierno sobre el adelanto de la fecha para poner fin a la electricidad generada con carbón. La evaluación examinó los posibles impactos indirectos en las minas de carbón de la eliminación gradual del carbón para la generación de electricidad. El análisis indicó que es poco probable que establecer una fecha de cierre de 2025 o 2024 tenga un impacto significativo en el sector de la minería del carbón del Reino Unido. Esto se debe principalmente al hecho de que la minería del carbón en el Reino Unido ya ha estado en declive en los últimos años, lo que refleja un mercado global competitivo y una demanda interna en caída.

El 18 de septiembre de 2017, tras una consulta en noviembre de 2016, el Gobierno confirmó que procedería con medidas para regular el cierre de unidades de generación de energía de carbón en Gran Bretaña para el 1 de octubre de 2025.

El 4 de febrero de 2020, el Primer Ministro anunció su intención de adelantar el plazo para la eliminación progresiva de la generación de carbón bruto hasta el 1 de octubre de 2024. El Gobierno llevó a cabo una consulta del 14 de diciembre de 2020 al 26 de febrero de 2021 en busca de opiniones sobre propuestas para lograr este objetivo.

Por primera vez en la historia, en marzo de este año, las centrales eléctricas de carbón no participaron en la subasta a cuatro años del mercado de capacidad, que asegura la capacidad eléctrica que Gran Bretaña necesita para hacer frente a los picos de demanda de 2024 a 2025 a bajo costo para los consumidores. En el futuro, las centrales eléctricas de carbón no podrán participar en ninguna futura subasta del mercado de capacidad debido a la introducción de límites de emisiones en el mercado de capacidad.

Esta política solo se aplica al carbón utilizado para generar electricidad. No se aplica a otros consumidores de carbón, como la industria del acero, ni a las minas de carbón nacionales.

En 2020, el Reino Unido generó el 43,1% de su electricidad a partir de fuentes renovables, incluyendo la eólica (24,2%), la bioenergía (12,6%), la solar (4,2%) y la hidroeléctrica (2,2%). El carbón solo representó el 1.8% de la generación eléctrica del año y la generación nuclear representó otro 16,1%.

En 2012, el carbón representó el 40% de la generación de energía del Reino Unido, cayendo drásticamente a solo el 1,8% en 2020. Poner fin a la generación de carbón en 2024 significará que la habremos reducido de casi un tercio de nuestro suministro de electricidad a cero en el espacio de tan solo 10 años.

Fuente: www.gov.uk/fcdo